Web del ayuntamiento de Tomelloso

Spanish Arabic English French German Italian Japanese Romanian

La alcaldesa, Inmaculada Jiménez, entregó el título de Vendimiador del Año 2019 a Gregorio Moreno, agricultor, guarda rural y miembro de la junta directiva de la Hermandad de San Isidro, del que destacó sobre todo “que es buena persona”

 

 

El Paseo de las Moreras de Tomelloso acogió ayer domingo la Fiesta de la Vendimia Tradicional, con la que cada año se rinde homenaje a las costumbres y las raíces vitivinícolas de Tomelloso, y a quienes trabajaron las viñas con esmero y mucho esfuerzo, “haciendo de la ciudad lo que hoy es”, afirmó la alcaldesa, Inmaculada Jiménez. Un homenaje que incluye la entrega del nombramiento de Vendimiador del Año, con el que ha sido reconocido, en esta séptima edición, Gregorio Moreno, agricultor, guarda rural y miembro de la junta directiva de la Hermandad de San Isidro.

 

Si hablamos de Tomelloso, incidió Jiménez, “todo el mundo habla de vendimia, de lo que fueron nuestros antepasados, de los hombres y mujeres trabajadores, campesinos, labradores que salían a trabajar la tierra, el campo de esa llanura manchega, con nuestras vides y su maravillo fruto que es la uva, tinta y blanca, y que cuando lo vemos uno no puede estar más que orgulloso”.

Ejemplo de ello es, dijo, el Vendimiador del Año 2019, Gregorio Moreno, del que destacó la alcaldesa sus muchas cualidades “como esposo, padre, trabajador, hombre preocupado por el campo y amante de su hermandad de San Isidro”, pero sobre todo, recalcó Jiménez, “que es una buena persona”.

 

Jiménez afirmó que Gregorio Moreno es un hombre “con ganas de mejorar Tomelloso” y la mejor persona para llevar el título de Vendimiador del Año y para dar ejemplo, “porque se lo merece y porque es un hombre que ha vivido la agricultura en primera persona, también como guarda rural”. Con él aseguró, ha mantenido muchas conversaciones y ha habido “entendimiento” precisamente por esas “ganas de mejorar y prosperar de una persona que ama la ciudad”.

 

Jiménez mostró su agradecimiento a Moreno por ello, “por su cercanía” y “por sus consejos”. Con él recordó en la Fiesta de la Vendimia Tradicional el trabajo de los antepasados “que se iban en los carros a vendimiar y que como las comunicaciones no eran las de hoy, tenían que hacerlo para toda la vendimia durmiendo en las casas de campo”. También “es bonito”, dijo la alcaldesa, “recordar esa parte de la historia, que es nuestra historia, la de nuestros abuelos y bisabuelos y la que el propio Gregorio Moreno vivió en primera persona”.

 

“Yo no puedo estar más que orgullosa de mis raíces y de las tradiciones y por eso la obligación es siempre mantenerlas vivas, recordarlas e inculcarlas a las generaciones futuras, porque hay mucho que aprender del pasado”

 

Muy emocionado por el título que se le ha otorgado, Gregorio Moreno dio las gracias a la alcaldesa “por las palabras tan buenas y verdaderas” que le dedicó y expresó la alegría que sintió cuando recibió la noticia de que iba a ser el Vendimiador del Año 2019. Reiteró además la convicción, apuntada por la alcaldesa, de que hay que conservar las tradiciones porque “ha habido gente muy buena y trabajadora que nos ha dejado una herencia y unos principios que han hecho de Tomelloso un pueblo con mucha prosperidad, al que todo el mundo acude y donde todo el mundo tiene un sitio para vivir”. El campo “y las cosechas que nos da”, añadió, “es nuestro principal fundamento de vida, gracias a la buena gente de Tomelloso, muy trabajadora, porque para tener el campo bien hay que ser fuertes y luchadores”.

 

Moreno revivió el domingo su infancia y adolescencia recordando aquellas épocas en las que pisaba la uva que llevaba su padre, para hacer vino, escena que cada año se reproduce en la Fiesta de la Vendimia Tradicional. Como en anteriores ediciones, la jornada comenzó con el desfile,desde la Plaza de España, por la calle Don Víctor, hasta el Paseo de las Moreras,en el que participaron el Vendimiador del Año, autoridades, con la alcaldesa a la cabeza, Madrinas 2018 y grupos folclóricos, con sus tradicionales bailes, acompañados por los carros repletos de uva y tirados por mulas, como se hacía antaño.

 

La Fiesta, en la que participaron varios miembros del equipo de gobierno, entre ellos el de Festejos, Raúl Zatón, y representantes del grupo municipal del PP, se completó con una pisada tradicional de uva, a cargo de los Amigos del Museo del Carro, en la que participó también el propio Gregorio Moreno y con la actuación de los grupos folclóricos “El Bombo” y “Virgen de las Viñas”.

El evento, conducido por Ángela Lozano, contó con la colaboración de Bodegas Verum e incluyó un zurra elaborado por Moral Teatro.

logoAudioAudio Inmaculada Jiménez

Compartir

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web. Si continúa utilizando este sitio asumiremos que está de acuerdo. Para saber más sobre las cookies que utilizamos y cómo borrarlas, visite nuestra política de privacidad o contacte con nosotros por email.

  Acepto las cookies de este sitio.
EU Cookie Directive Module Information